El Orgullo y La Humildad.

El orgullo es la idolatría de uno mismo. La naturaleza del orgullo en competencia con Dios—el reemplazar a Dios con uno mismo—es la que ha causado que muchos pensadores cristianos consideren al orgullo como el gran pecado y el elemento fundamental de todos los pecados.  En la Biblia se sugiere enérgicamente que el orgullo fue el pecado principal de Satanás (1 Tim. 3:6), y que de ese orgullo vino toda manera de hostilidad hacia Dios y el hombre:  los malos deseos, el odio, la crueldad y el engaño.  De la misma manera, la caída del hombre ocurrió cuando Satanás lo persuadió de que pudiera quitarse las limitaciones humanas y ser “como Dios” (Gen. 3:5).  De ese orgullo vino todo el resto de la maldad que los hombres hacen, dicen y piensan.  Gran parte de esta maldad -si no toda- es motivada por el deseo de los hombres y las mujeres ya sea de servirse a sí mismos o de proteger su lugar en el centro de su existencia.  No es difícil entender los pecados de lujuria, codicia, ira o indiferencia hacia otros como la expresión de adoración a sí mismo. No es que una persona necesariamente niegue que Dios es inmensamente más grande que uno mismo, sino que reconocimientos de ese tipo no son suficiente para combatir la autoadmiración en el corazón.
Lo peor en el pecado de orgullo consiste en su gran deshonestidad:  construir una opinión de uno mismo haciendo caso omiso de los hechos.  El orgullo, como lo presentó Aquinas, es una ofensa contra la razón.  El testimonio de las eras cristianas es que los hombres y las mujeres más santas son indudablemente los más conscientes de la humillación que sufrirían si alguna vez otros descubrieran la enormidad de su fracaso moral.
Samuel Rutherford hablaba a un gran grupo de cristianos cuando escribió, “la desesperación casi podría ser disculpada si todos en la tierra vieran mi vida interior.”  ¡Y William Law dijo que preferiría ser ahorcado y que su cuerpo fuera echado al pantano antes de permitir que alguien mirara dentro de su corazón!   La arrogancia más monumental del hombre es imaginar que una colección de deseos egoístas e indignos, como uno mismo, pertenezca al centro hasta de su propia vida.  La naturaleza maliciosa del orgullo hace que los hombres y las mujeres rara vez aprecien cuán orgullosos/as son; y la influencia del poder del orgullo sobre el corazón es tal que aún los movimientos más puros del alma cristiana son profundamente afectados por éste.  En efecto, es posible para uno estar orgulloso de sus propias confesiones de pecado y de su falta de mérito, o felicitarse en privado por su ”quebrantamiento.”  Como bien sabe cualquier persona que ha luchado contra el orgullo, uno de los efectos más siniestros de éste es que nos adormece el sentimiento de aprecio por la bondad y la misericordia de Dios.
Claro que un cristiano nunca diría que merece la salvación; hasta quizá nunca pensaría en ella.  Pero la dificultad que tiene todo cristiano en estar y permancer sinceramente admirado y quebrantado por la gracia de Dios en su vida es suficiente evidencia del orgullo que todavía llena su corazón. Tenemos tan buena opinión de nosotros mismos que es muy difícil pensar que Dios no la tiene también.
El poder y la prevalencia del orgullo como el pecado principal del corazón humano explica el enfoque en la abnegación y la humildad de las enseñanzas bíblicas para la vida cristiana.  Charles Simeon llama a esto “creciendo hacia abajo.” No es mucho decir, como dijera Augustín (Cartas, 118), que la humildad es la primera, la segunda y la tercera parte de la piedad.  Dijo que si la humildad no precediera, acompañara y siguiera cada acción que hacemos, no sería un buen trabajo.  Pablo dijo que es en vivir para Dios y para los otros en lugar de para nosotros mismos–la definición más simple de la humildad en la Biblia–que somos más como Jesucristo (Fil. 2:3-4).  Si alguien tan digno de la adoración de todos dedicó su vida a la vida de otros, ¿cuánto más nosotros, pecadores salvos por gracia, deberíamos alegremente vivir vidas de servidores?  Y nuestras vidas no pueden ser respuestas adecuadas a la gracia de Dios si no vivimos, en comportamiento y corazón, como los que saben muy bien que no tenemos nada que no recibimos de Él (1 Cor. 4:7).
Pero matar el orgullo es un trabajo muy duro y toma toda la vida.  No recibimos ayuda alguna por parte de nuestra cultura.  El tema del orgullo es de poco interés a las industrias de autoayuda y psicología moderna; y felicitarse a sí mismo ha llegado a ser una modalidad artística aceptada en la época del “baile de touchdown.”  Hoy en día, probablemente se piensa que la baja autoestima es un problema mucho más serio que el orgullo.  Pero los devotos siempre han sabido que la bondad verdadera requiere matar el orgullo propio; y éstos aprendieron muy pronto que no había una manera suave de hacerlo.  Tenían que cortarlo a pedazos hasta que muriera. Un buen hombre tras otro se ha instruído bien en las siguientes palabras o palabras similares: “No hablar de mí mismo”; “Desear pasar desapercibido”; y “Señor, líbrame del deseo de reivindicarme.”
Se dice que una vez que Francisco de Asís llegó a ser un figura célebre y el objeto de constante adulación, él nombró a otro monje para que le hiciera acordar de sus fracasos y de lo poco que merecía los elogios que recibía.  Existen varias razones para confesar nuestros pecados unos a otros constantemente, pero la mortificación de nuestro orgullo es la razón más importante de todas.  Dura tarea; pero el altruismo de los que son verdaderamente humildes es una de las cosas más hermosas en el mundo y uno de los honores más grandes que podemos rendir a nuestro Salvador.
Tomado de AQUI.
Anuncios

San Pablo

La comprensión hacia los débiles en la fe, San Pablo, Carta a los romanos

La comprensión hacia los débiles en la fe
14:1 Sean comprensivos con el que es débil en la fe, sin entrar en discusiones.
14:2 Mientras algunos creen que les está permitido comer de todo, los débiles sólo comen verduras.
14:3 Aquel que come de todo no debe despreciar al que se abstiene, y este a su vez, no debe criticar al que come de todo, porque Dios ha recibido también a este.
14:4 ¿Quién eres tú para criticar al servidor de otro? Si él se mantiene firme o cae, es cosa que incumbe a su dueño, pero se mantendrá firme porque el Señor es poderoso para sostenerlo.
14:5 Unos tienen preferencia por algunos días, mientras que para otros, todos los días son iguales. Que cada uno se atenga a su propio juicio.
14:6 El que distingue un día de otro lo hace en honor del Señor; y el que come, también lo hace en honor del Señor, puesto que da gracias a Dios; del mismo modo, el que se abstiene lo hace en honor del Señor, y también da gracias a Dios. Colosenses 2, 16

La conciencia y el Juicio de Dios
14:7 Ninguno de nosotros vive para sí, ni tampoco muere para sí.
14:8 Si vivimos, vivimos para el Señor, y si morimos, morimos para el Señor: tanto en la vida como en la muerte, pertenecemos al Señor.
14:9 Porque Cristo murió y volvió a la vida para ser Señor de los vivos y de los muertos.
14:10 Entonces, ¿con qué derecho juzgas a tu hermano? ¿Por qué lo desprecias? Todos, en efecto, tendremos que comparecer ante el tribunal de Dios, 2 Corintios 5, 10
14:11 porque está escrito: Juro que toda rodilla se doblará ante mí y toda lengua dará gloria a Dios, dice el Señor. Isaías 45, 23 Filipenses 2, 10-11
14:12 Por lo tanto, cada uno de nosotros tendrá que rendir cuenta de sí mismo a Dios.
14:13 Dejemos entonces de juzgarnos mutuamente; traten más bien de no poner delante de su hermano nada que lo haga tropezar o caer.
14:14 Estoy plenamente convencido en el Señor  de que nada es impuro por sí mismo; pero si alguien estima que una cosa es impura, para él sí es impura.
14:15 Si por un alimento, afliges a tu hermano, ya no obras de acuerdo con el amor. ¡No permitas que por una cuestión de alimentos se pierda aquel por quien murió Cristo!

La verdadera libertad cristiana
14:16 No expongan a la maledicencia el buen uso de su libertad.
14:17 Después de todo, el Reino de Dios no es cuestión de comida o de bebida, sino de justicia, de paz y de alegría en el Espíritu Santo.
14:18 El que sirve a Cristo de esta manera es agradable a Dios y goza de la aprobación de los hombres.
14:19 Busquemos, por lo tanto, lo que contribuye a la paz y a la mutua edificación.
14:20 No arruines la obra de Dios por un alimento. En realidad, todo es puro, pero se hace malo para el que come provocando escándalo.
14:21 Lo mejor es no comer carne ni beber vino ni hacer nada que pueda escandalizar a tu hermano.
14:22 Guarda para ti, delante de Dios, lo que te dicta tu propia convicción. ¡Feliz el que no tiene nada que reprocharse por aquello que elige!
14:23 Pero el que come a pesar de sus dudas, es culpable porque obra de mala fe. Y todo lo que no se hace de buena fe es pecado.

Arriba

CAPÍTULO 15

La mutua tolerancia a ejemplo de Cristo
15:1 Nosotros, los que somos fuertes, debemos sobrellevar las flaquezas de los débiles y no complacernos a nosotros mismos.
15:2 Que cada uno trate de agradar a su prójimo para el bien y la edificación común.
15:3 Porque tampoco Cristo buscó su propia complacencia, como dice la Escritura: Cayeron sobre mí los ultrajes de los que te agravian. Salmo 69, 10
15:4 Ahora bien, todo lo que ha sido escrito en el pasado, ha sido escrito para nuestra instrucción, a fin de que por la constancia y el consuelo que dan las Escrituras, mantengamos la esperanza.
15:5 Que el Dios de la constancia y del consuelo les conceda tener los mismos sentimientos unos hacia otros, a ejemplo de Cristo Jesús,
15:6 para que con un solo corazón y una sola voz, glorifiquen a Dios, el Padre de nuestro Señor Jesucristo.

La fidelidad y la misericordia de Dios
15:7 Sean mutuamente acogedores, como Cristo los acogió a ustedes para la gloria de Dios.
15:8 Porque les aseguro que Cristo se hizo servidor de los judíos para confirmar la fidelidad de Dios, cumpliendo las promesas que él había hecho a nuestros padres,
15:9 y para que los paganos glorifiquen a Dios por su misericordia. Así lo enseña la Escritura cuando dice: Yo te alabaré en medio de las naciones, Señor, y cantaré en honor de tu Nombre. 2 Samuel 22, 50 Salmo 18, 50
15:10 Y en otra parte dice: ¡Pueblos extranjeros, alégrense con el Pueblo de Dios!
Deuteronomio 32, 43 Hebreos 1, 6
15:11 Y también afirma: ¡Alaben al Señor todas las naciones; glorifíquenlo todos los pueblos! Salmo 117, 1
15:12 Y el profeta Isaías dice a su vez: Aparecerá el brote de Jesé, Isaías 11, 10 el que se alzará para gobernar las naciones paganas: y todos los pueblos pondrán en él su esperanza.
15:13 Que el Dios de la esperanza los llene de alegría y de paz en la fe, para que la esperanza sobreabunde en ustedes por obra del Espíritu Santo.

Hijos de la luz, San Pablo, Carta a los romanos

Comprendan en que tiempo estamos, y que ya es hora de despertar. Nuestra salvación está ahora más cerca que cuando llegamos a la fe. La noche va muy avanzada y está cerca el día: dejemos, pues, las obras propias de la oscuridad y revistámonos de una coraza de luz. Comportémonos con decencia, como a plana luz, nada de banquetes y borracheras, nada de lujuria y vicios, nada de pleitos y envidias.

Más bien revístanse del Señor Jesucristo, y no se dejen arrastrar por la carne para satisfacer sus deseos.



También el universo espera su redención. San Pablo, carta a los romanos

Estimo que los sufrimientos de la vida presente no pueden compararse con la gloria que nos espera y que ha de manifestarse. El universo está inquieto, pues quiere ver lo que verdaderamente son los hijos e hijas de Dios.
Pues si la creación está sometida a lo efimero, no es cosa suya, sino de aquel que le impuso este destino;
Pero le queda la esperanza; porque el mundo creado también dejará de trabajar para el polvo, y compartirá la libertad y la gloria de los hijos de Dios.

Vemos que la creación entera gime y sufre de dolores de parto. Y también nostros, aunque ya tengamos el Espirítu como un anticipo en nuestro interior mientras esperams nuestros derechos de hijos y la redención de nuestro cuerpo.

Estamos salvados, pero todo es esperanza. ¿Quieres ver lo que esperas? Ya no sería esperar; porque,¿quién espera lo que ya tiene a la vista? Esperemos, pues, sin ver, y lo tendremos, si nos mantenemos firmes.

Somos débiles, pero el Espíritu viene en nuestra ayuda. No sabemos cómo pedir ni que pedir, pero el Espíritu lo pide por nosotros, con gemidos inefables. Y Aquel que penetra los secretos más intimos entiene estas aspiraciones, pues el Espíritu quiere conseguir para los santos lo que es de Dios.


Carta a los romanos, San Pablo

1:22 Haciendo alarde de sabios se convirtieron en necios,
1:23 y cambiaron la gloria del Dios incorruptible por imágenes que representan a hombres corruptibles, aves, cuadrúpedos y reptiles.

1:24 Por eso, dejándolos abandonados a los deseos de su corazón, Dios los entregó a una impureza que deshonraba sus propios cuerpos,
1:25 ya que han sustituido la verdad de Dios por la mentira, adorando y sirviendo a las criaturas en lugar del Creador, que es bendito eternamente. Amén.
1:26 Por eso, Dios los entregó también a pasiones vergonzosas: sus mujeres cambiaron las relaciones naturales por otras contrarias a la naturaleza.
1:27 Del mismo modo, los hombres, dejando la relación natural con la mujer, ardieron en deseos los unos por los otros, teniendo relaciones deshonestas entre ellos y recibiendo en sí mismos la retribución merecida por su extravío.
1:28 Y como no se preocuparon por reconocer a Dios, él los entregó a su mente depravada para que hicieran lo que no se debe.
1:29 Están llenos de toda clase de injusticia, iniquidad, ambición y maldad; colmados de envidia, crímenes, peleas, engaños, depravación, difamaciones.
1:30 Son detractores, enemigos de Dios, insolentes, arrogantes, vanidosos, hábiles para el mal, rebeldes con sus padres,
1:31 insensatos, desleales, insensibles, despiadados.
1:32 Y a pesar de que conocen el decreto de Dios, que declara dignos de muerte a los que hacen estas cosas, no sólo las practican, sino que también aprueban a los que las hacen.

2:1 Por eso, tú que pretendes ser juez de los demás —no importa quién seas— no tienes excusa, porque al juzgar a otros, te condenas a ti mismo, Mateo 7, 1 Lucas 6, 37 ya que haces lo mismo que condenas.
2:2 Sabemos que Dios juzga de acuerdo con la verdad a los que se comportan así.
2:3 Tú que juzgas a los que hacen esas cosas e incurres en lo mismo, ¿acaso piensas librarte del Juicio de Dios?
2:4 ¿O desprecias la riqueza de la bondad de Dios, de su tolerancia y de su paciencia, sin reconocer que esa bondad te debe llevar a la conversión?
2:5 Por tu obstinación en no querer arrepentirte, vas acumulando ira para el día de la ira, cuando se manifiesten los justos juicios de Dios,
2:6 que retribuirá a cada uno según sus obras.
Jeremías 17, 10 Salmo 62, 13 Job 34, 11 Mateo 16, 27 Apocalipsis 2, 23
2:7 Él dará la Vida eterna a los que por su constancia en la práctica del bien, buscan la gloria, el honor y la inmortalidad.
2:8 En cambio, castigará con la ira y la violencia a los rebeldes, a los que no se someten a la verdad y se dejan arrastrar por la injusticia.
2:9 Es decir, habrá tribulación y angustia para todos los que hacen el mal: para los judíos, en primer lugar, y también para los que no lo son.
2:10 Y habrá gloria, honor y paz para todos los que obran el bien: para los judíos, en primer lugar, y también para los que no lo son,
2:11 porque Dios no hace acepción de personas



Frases de cine

“La mayoría de personas cuando tienen una aventura o una relación larga y rompen, la olvidan, pasan a otra cosa y la olvidan como si nada hubiera pasado. Yo jamás olvido a alguien con quien he compartido algo, porque cada persona tiene sus cualidades propias, no se puede reemplazar a nadie, lo que se pierde, se pierde. Cada vez que acabo una relación me afecta muchísimo, jamás me recupero del todo, por eso pongo mucho cuidado en las relaciones porque me duelen demasiado, aunque sea el royo de una noche…no suelo tenerlos porque echaría de menos las cualidades propias de esa persona, me fijo en los pequeños detalles”. – Antes del atardecer

“Tropiezas con la realidad, corres tras un sueño”

“Si siempre nos guiamos por las opiniones ajenas, ¿para qué tenemos las propias?”- A Good Woman.
”Las mujeres no quieren que las entiendan, sino que las amen” – A Good Woman.
“La gente llama experiencia a lo que se suele llamar un error.” – A Good Woman.

“El mundo está hecho de cosas grandes y de cosas pequeñas, pero lo más injusto es que las llamemos grandes y pequeñas, porqué cuando te pasa algo, cuando pierdes algo o alguien que de verdad te importa, solo te fijas en eso, aunque explote el mundo a tu alrededor, no te importa, no te importa nada”.- Abducidos
“A veces las personas llegan a un momento en el que creen haber encontrado la oportunidad de ser otra persona y se lanzan a por ella. Pero si no funciona se pasan el resto de su vida pensando en lo que podría haber sido.” – Abducidos
“¿Cómo dejas que alguien se marche? ¿Cómo sabes que eso está bien, que todo cambia? ¿Cómo encuentras la forma de sentirte a gusto en la vida sin que te parta el corazón? Lo más difícil que puedes aprender, es a decir adiós.” – Abducidos

“Contigo he descubierto cosas que no sabia que existian. Los atardeceres, los paseos por la playa… los semáforos.” – Agárralo como puedas

“Me encanta como funciona tu pequeña mente retorcida” – Aladdín

“No te pido perdón, porque yo no me perdonaría”. – Algunas chicas doblan las piernas cuando hablan.

“La vida no es mas que un interminable ensayo,de una obra que jamas se va a estrenar” – Amelie

“Puede que nos quiten la vida, pero jamás nos quitarán la libertad!” – Braveheart
“Todo hombre muere, pero no todo hombre vive realmente” – Braveheart

“Creo que a algunos les da miedo… pensar que las cosas pueden ser distintas. El mundo no es exactamente… una mierda. Alguna gente está acostumbrada a las cosas como están… y aunque estén mal, no pueden cambiar. Y digamos que se rinden…Y cuando se rinden, todos pierden”. – Cadena de favores

“A veces las cosas no son como son pero tampoco son de otra forma.” – Caos

“Si buscabas el momento oportuno… era ese”. – Piratas del Caribe

“Las cicatrices nos enseñan que el pasado fue real”

“Siempre digo la verdad, incluso cuando miento digo la verdad”. – El precio del poder

“La vida no se mide por las veces que respiras, sino por los momentos que te dejan sin aliento”.

“Todos tenemos nuestra propia máquina del tiempo, el pasado son los recuerdos y el futuro son sueños”.

“No existen preguntas sin respuesta, solo preguntas mal formuladas”.

“Si existe la magia en pelear batallas más allá de los que uno resiste, es la magia de arriesgar todo por un sueño, que nadie más que tú puede ver”.

“Cuando leas esta carta, puede que haya muerto… Si esta carta llega a tus manos, verás como fui tuya sin que tú siquiera supieses que existía.” – Carta de una desconocida (1948).

“El mejor tipo de amor es aquel que despierta el alma y nos hace aspirar a más, nos enciende el corazón y nos trae paz a la mente. Eso es lo que tu me has dado y lo que yo esperaba darte siempre” – Diario de una pasión

“Lloramos porque tal vez la emoción se vuelve tan intensa que el cuerpo no logra contenerla, la mente y los sentimientos se vuelven poderosos y el cuerpo se lamenta” – City of Angels
“Cuando me pregunten qué era lo que más me gustaba de la vida, yo responderé: tú”. – – City of Angels

“¿Seguirás queriéndome por la mañana?” – Click

“Todos nacemos con una caja de fósforos adentro, pero que no podemos encenderlos solos… necesitamos la ayuda del oxígeno y una vela. En este caso el oxígeno, por ejemplo, vendría del aliento de la persona que amamos; la vela podría ser cualquier tipo de comida, música, caricia, palabra o sonido que engendre la explosión que encenderá uno de los fósforos. Por un momento, nos deslumbra una emoción intensa. Una tibieza placentera crece dentro de nosotros, desvaneciéndose a medida que pasa el tiempo, hasta que llega una nueva explosión a revivirla. Cada persona tiene que descubrir qué disparará esas explosiones para poder vivir, puesto que la combustión que ocurre cuando uno de los fósforos se enciende es lo que nutre al alma. Ese fuego, en resumen, es su alimento. Si uno no averigua a tiempo qué cosa inicia esas explosiones, la caja de fósforos se humedece y ni uno solo de los fósforos se encenderá nunca.” – Como agua para chocolate

“Después de tantos días perfectos, empecé a creer de verdad que toda la vida sería así.” – Descubriendo nunca jamas

“Yo soy ateo por la gracia de Dios”

“¿Yo? ¡Tengo miedo de todo! Tengo miedo de lo que ví, de lo que hice y de lo que soy, y de lo que más tengo miedo es de salir de esta sala y nunca más en la vida sentir lo que siento cuando estoy contigo.” – Dirty Dancing

“Odio como me hablas y también tu aspecto, no soporto que lleves mi coche ni que me mires así. Aborrezco esas botas que llevas y que leas mi pensamiento. Me repugna tanto lo que siento que hasta me salen las rimas. Odio, odio que me mientas, y que tengas razón. Odio que alegres mi corazón. Pero aún más que me hagas llorar. Odio no tenerte cerca y que no me hayas llamado. Pero sobre todo odio no poder odiarte, porque no te odio, ni siquiera un poco. Nada en absoluto”. – Diez razones para odiarte

“Cuando las personas que amamos nos son arrebatadas la mejor manera de mantenerlas con vida es no dejar de amarlas. Los edificios se incendian, la gente muere pero el amor verdadero es para siempre.” – El cuervo

“No habrías encontrado dos corazones más abiertos, dos gustos más semejantes, dos sentimientos más armónicos…” – La casa del lago
“Es la historia de mi vida. Lo mantengo todo a distancia […] sin embargo, a un hombre al que no conoceré, a él, le entregaría mi corazón.” – La casa del lago

“Todos cometemos errores. Por eso los lápices llevan siempre goma de borrar. (Lenny)” – Los Simpsons

“Hay veces que la vida exige un cambio. Una transición. Como las estaciones. Nuestra primavera fue maravillosa, pero el verano se ha terminado… y nos perdimos el otoño. Y ahora, de repente, hace frío, tanto frío que todo se está congelando. Nuestro amor se ha dormido y la nieve lo tomó por sorpresa. Y si te duermes en la nieve no sientes venir a la muerte.Cuídate”. – Paris je t’aime

“En este mundo loco, volverse loco es estar cuerdo.” – Ran
”Todos los hombres nacen llorando, y mueren cuando ya han llorado lo suficiente.” – Ran
“No llores, el mundo de los hombres es así, los humanos buscan el dolor, no la alegría, y prefieren sufrir antes que amar, esos estúpidos hombres luchan por el dolor y el sufrimiento, se complacen con la muerte.” – Ran

“Hasta la vista baby!”.- Terminator

“Le voy a hacer una oferta que no podrá rechazar.” – El padrino

“Me olvidaba decirte que, que tengo unas ganas de hacerte el amor que no te puedes imaginar, pero esto no se lo diré a nadie, sobretodo a ti. Deberían torturarme para obligarme a decirlo. Que quiero hacer el amor contigo, no una vez sólo, sino cientos de veces, pero a ti no te lo diré nunca, solo si me volviera loco te diría que haría el amor contigo aquí, delante de tu casa, toda la vida”. – La vida es bella

“He comprobado que casi todo lo que se ha escrito sobre el amor es cierto; Shakespeare dijo “los viajes terminan con el encuentro de los enamorados” Qué idea más extraordinaria. Personalmente nunca he experimentado nada ni remotamente parecido a eso, pero estoy convencida de que Shakespeare sí. Supongo que pienso en el amor más de lo que debería, me admira constantemente su abrumador poder de alterar y definir nuestras vidas. También fue Shakespeare quien dijo que el amor es ciego. Pues bien, estoy segura de que eso es verdad.
Para algunas personas, de forma inexplicable, el amor se apaga. Para otras, el amor sencillamente se va. Si bien es cierto, por supuesto, que el amor también puede encontrarse, aunque sea solo por una noche. Sin embargo, existe otra clase de amor, el más cruel, aquel que prácticamente mata a sus víctimas. Se llama amor no correspondido, (y en ese apartado, soy una experta). La mayoría de historias de amor hablan de personas que se enamoran entre sí, pero, ¿qué pasa con los demás? ¿quién cuenta nuestra historia? La de aquellos que nos enamoramos solos, somos víctimas de una aventura unilateral, somos los malditos de los seres queridos, los seres no queridos, los heridos que se valen por sí mismos, los discapacitados sin plaza de aparcamiento reservada. Sí, estáis viendo a una de estas personas…
Entiendo lo que es sentirse lo mas pequeño e insignificante posible. Y como puede doler en sitios que ni siquiera sabías que tenías dentro de ti. Y no importa cuantos cortes de pelo nuevos te hagas, ni a cuantos gimnasios te apuntes, ni cuantas copas de Chardonnay bebas con las amigas… aun así te vas a la cama repasando cada detalle e intentas adivinar qué hiciste mal o qué has podido mal interpretar… y como coño has podido pensar que en ese momento eras feliz. Y hay veces que incluso te puedes convencer de que él verá la luz y aparecerá en tu puerta. Y, después de todo, y independientemente de lo largo que sea esto, llegarás a un sitio totalmente nuevo, y conocerás gente que te harán sentir valiosa de nuevo. Y pequeñas partes de tu alma volverá. Y entonces todos esos momentos todos esos años perdidos comenzarán a desaparecer…” – El descanso (The holiday)

Dos frases que me encantan:
“No estoy loco, ahora lo entiendo. Soy mentalmente divergente”. – 12 monos
“No será fácil, va a ser muy difícil. Deberemos trabajar todos los días. Pero estoy dispuesto, porque te quiero para siempre. Tu y yo por siempre.” – Diario de una pasion

The notebook

Noah: ¿Te quedarías conmigo?
Allie: ¿Quedarme contigo? ¿Para qué? Míranos, ya estamos peleando.
Noah: Pues, eso es lo que hacemos. Peleamos. Tú me dices cuando soy un hijo de puta arrogante y yo te digo cuando eres una pesada insoportable. Lo cual eres 99% del tiempo. No me importa insultarte. Me lo devuelves al instante, y regresas a hacer la misma cagada.
Allie: Entonces, ¿qué?
Noah: Así que no será fácil, será difícil. Y tendremos que echarle ganas cada día, pero quiero hacerlo, porque te quiero. Quiero todo de ti, para siempre, tú y yo, cada día. ¿Harás algo por mí? ¿Por favor? Imagina tu vida. 30 años de hoy, 40 años de hoy, ¿cómo se ve? Si es ese tipo, pues, vete. Vete. Te perdí una vez, creo que lo podría hacer de nuevo si supiera que es lo que realmente quieres. Pero no tomes el camino más fácil.
Allie: ¿Cuál? No hay manera fácil, no importa lo que haga, alguien se lastima.
Noah: Deja de pensar en lo que quiere todo mundo. Deja de pensar en lo que quiero yo, en lo que quiere él, o lo que quieren tus padres. ¿Qué quieres tú? ¿Qué quieres tú?
Allie: No es tan sencillo.
Noah: ¿Qué quieres?
Allie: No es tan…
Noah: Carajo, ¿qué quieres?
Allie: Tengo que irme.

¿Crees que nuestro amor, puede obrar milagros?
– Oh,si,lo creo,por eso..por eso siempre regresas a mi lado.
– ¿Crees que nuestro amor,nos sacará de aquí juntos?
– Creo que nuestro amor puede hacer todo lo que nos propongamos.
– Te quiero
– Yo tambien te quiero
– Buenas noches
– Buenas noches… amor mío.

No soy nadie especial. Solo soy un hombre corriente con pensamientos corrientes. He llevado una vida corriente. No me han hecho ningún monumento y mi nombre pronto quedara en el olvido.
Pero segun como se mire he tenido mucho exito como muchas otras personas en la vida. He amado a otra persona con todo mi corazon y eso para mi siempre ha sido suficiente.

El mejor tipo de amor es aquel que despierta el alma y nos hace inspirar a mas, nos enciende el corazon y nos trae paz a la mente.
Eso es lo que tu me has dado y lo que esperaba darte siempre. Te quiero y ya nos veremos

Los amores de verano terminan por todo tipo de razones, pero al fin y al cabo todos tienen algo en comun: son estrellas fugaces. Un espectacular momento de luz celestial, una esfimera luz de la eternidad que en un instante se van.

Nuestro amor puede hacer todo lo que nos propongamos

—¿Por qué no me escribiste? ¡Te esperé durante 7 años!
—¡Te escribí cada día durante un año!
—No había terminado.
—¡No ha terminado!
—¿Saldrás conmigo?
—¡No!
—¿Por qué no?
—¿Quizás, porque no quiero?
—¡Me voy a caer!
—Está bien saldré contigo.
—No lo hagas si no quieres.
—¡Quiero salir contigo!

Puedo ser divertido si quieres, o pensativo, listo o supersticioso, valiente, incluso bailarín.
Seré lo que quieras. Dime lo que quieres y lo seré por ti.
– Eres tonto.
– Lo podría ser.

“¿Has amado alguna vez a alguien hasta llegar a sentir que ya no existes? ¿Hasta el punto en el que ya no te importa lo que pase? ¿Hasta el punto en el que estar con él ya es suficiente, cuando te mira y tu corazón se detiene por un instante? Yo sí… ”

Link